Como pasa con los charcos

Como ya sabéis algunos, colaboro con el Magazine Online Flordselva, de forma eventual. Digo eventual por no decir de uvas a peras, o cuando la inspiración llama a mi puerta (pero de verdad). Me produce (o producía) terror escribir en un escritorio WordPress que no sea este. Es como cuando cobro en otra caja que no es la mía, funciona igual, pero no me siento igual de cómoda.

Pensaba que mi forma de escribir no podía tener cabida en una revista que habla de moda, belleza y estilo de vida en general. Que sería raro y que tal vez, pondría en un compromiso a la fundadora de Flord, Mrs. Gallach. Ya sabéis, creía que conseguiría redactar ese post que aunque te gusta, crees que no pinta nada entre tus borradores, porque desvía el verdadero tema de la web.

Que sí, que ya sé que no era mi primer artículo para Flord, pero es que en realidad sí que lo era, porque aunque los demás también los escribí con sentido y «muchos jueves», no tenían la sensibilidad que guarda «la chica».

Así que nada más. Esto es (casi) todo.

Sólo aprovecho antes de enlazar el post un par de líneas para darle las gracias a Rose por confiar y por dejarme total libertad para crear y echarle imaginación.

GRACIAS.

78f5f8a355a0ee0f07bbe88700ecdb97

Y ahora sí.

Como pasa con los charcos

Sin título

Espero que disfrutéis leyendo tanto como yo disfruté escribiéndolo.

🙂

lachicadelosjueves

Mirando al cielo con ojos de niña desde 1988. Acuario y valenciana, con vocación de florista y escritora por defecto. En mi partida de nacimiento pone que soy María del Carmen Gómez, pero se les olvidó dejar por escrito aquello de mi propensión a soñar, mis ansias por viajar y esa manía tan mía de enamorarme de cada gesto romántico que me regale la vida. Desde 2013 soy, también, ‘La chica de los jueves’, y con ella, llegó la revolución. Las horas plagadas de cafés y de letras. La ilusión, la magia, lo desconocido. Un ‘Corazón de fondant’ y un ‘Bienvenido a casa’ después, me encuentro con una maleta llena de amor y de rosas blancas, de ciudades y de recuerdos. ‘El silencio de las flores’ no es un libro más, es un trocito de mi alma que, desde este momento, también es tuyo. Por tu lectura, por abrazarme con tus pensamientos, por dejarte llevar por los míos y por darme tanto cariño, no puedo hacer otra cosa que darte las gracias.

2 comentarios sobre «Como pasa con los charcos»

  1. Ayyyyyy lo acabo de leer y me has dejado con las ganas de saber que podria haber pasado despues.
    Me ha gustado mucho el ambiente de lluvia, soy fan de los días de lluvia con sorpresa incorporada, aunque yo tampoco accierto nunca el calzado adecuado jajaja

    Un beso!
    Cecil

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Volver arriba
A %d blogueros les gusta esto: