Día 2: Canelones y Carne en Lyon.

El periplo por tierras lejanas continúa.

Tren Perpignan-Lyon.

El asiento del tren ya forma parte de nuestro ser, y el cansancio empieza a salir a la luz.

Señora propone ver una peli, y no elegimos otra peor que…

MUERTOS DE RISA.

(¿Existe peor película en el cine español…? YO creo que no!)

El desficio y la risa floja se adueñan de nuestros cuerpos.

Mientras tanto, el chico asiático que se sienta delante, no para de desperezarse y agarrarse del reposacabezas como si la vida le fuera en ello.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Creemos que vió por el reflejo de la ventana el momento foto a su mano, porque se vengó haciéndonos una foto con el móvil, entre asiento y asiento, de una forma muy sutil y disimulada (eso nos pasa por hacer cosas indebidas).

Además de nuestro amigo asiático, hicimos buenas migas con un madurito interesante, trabajador en prácticas de Renfe. Digo en prácticas porque iba detrás (pasillo arriba, pasillo abajo) de una francesita con pintas de jefa. Decidimos bautizarle como Javier.

(Esperemos que hayas descansado, Javier, y que no sigas andando sin parar por el pasillo del tren).

IMG_0331

LYON.

LLegamos de noche, con lluvia y frío, sin taxis a la vista, y lejos, muy lejos (bueno, tampoco tanto) del hostel.

Al final un taxi. Otro asiático majete que nos cobra casi 20 euros por un trayecto que en Valencia hubiese costado unos 7. Pero al menos es majo. Y habla y habla sin parar en francés con Señora, mientras yo muevo la cabeza, asintiendo y haciendo como que me entero de algo.

Al cabo de unos minutos eternos, a 10 céntimos por minuto, llegamos al Psiquiátrico Youth Hostel. En lo alto de la más alta colina, con unas vistas espectaculares y un personal terrorífico.

(Aún así, aunque sigamos pensando que el hostal en sí sea horror, las vistas compensan cualquier cosa, incluso las duchas!)

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Nada más llegar, decidimos echarnos al alcohol, y salimos a la calle (desierta, por cierto) con nuestra mejor pose chulesca (y…sexy? WTF)

IMG_0266

Acabamos en un local cuyo nombre nunca consigo recordar (era algo de un perro), tomando una cervezuela (el camarero era la versión francesa de Jaime Cantizano).

Y nosotras…digamos que por un momento fuimos la versión lyonesa de la gatita Perpignanesa…

GRRRRR

IMG_0267

Vuelta al Psiquiátrico Youth Hostel.

Buenas noches y…

BUENOS DÍAS LYON!

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Lyon. Me recuerda levemente a una versión pequeña y a medio gas de París. Pero me gusta, me gusta mucho.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

IMG_0269

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Resúmen del día:

-Callejeros viajeros.

-Chicos guapos.

-Averiguar la relación que tiene Lyon con los cerdos.

-Suplemento en el precio por poner un poco más de Nutella en el Crepe.

-Observación de Señora: En Lyon hay mucha gente con gafas (cuenta 20 personas en pocos metros).

-Mucho ambiente a eso de las 6 de la tarde (bastante más que por la noche).

-Lo que puede dar de sí una fachada como esta…

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Vuelta al hostel.

Cena de calidad con ibéricos y vino tinto, o lo que es lo mismo, chorizo de Mercadona con vino de Don Simón.

El único español en todo el Hostel, nos ignora continuamente. Creemos que se avergüenza de sus orígenes. Ahora va de intelectual, hablando por Skype todo el día. Creemos que no duerme. Creemos que es tonto.

Clemente. Clemente es el amigo del español que nos odia. Clemente siempre lleva un gorro de lana en la cabeza y su mayor aspiración en la vida es trabajar en el Psiquiátrico Youth Hostel. Creemos que tampoco duerme.

La chica coreana que duerme en nuestro cuarto nos ha regalado una barra de pan, a modo bienvenida.

Qué detallistas son estos coreanos.

Aún con la emoción del presente, y del vino de Don Simón, no conseguimos divertirnos del todo esa noche, asi que decidimos montar una fiesta en la terraza, a la que sólo se unen dos japoneses que más que reírse con nosotras, se ríen de nosotras.

Les bailamos un pasodoble y empieza a llover.

Fin de la noche.

Fin de la fiesta.

Alfredo nos espera en la habitación.

IMG_0325

Y lo mejor aún está por llegar.

Continuará…

Escrito por

Escritora novata, bloguera, adicta a Pinterest y a los espaguettis. Experta en comerme la cabeza, ñoña de manual, algo impulsiva, algo romántica. Lectora empedernida, fan del maíz y la Coca-Cola. Abonada a las noches de tarta y vino. Turismóloga y Community Manager. Empecé a escribir de broma y hoy es mi pasión, mi verdadera vocación. Mi primer libro, "Corazón de fondant" ya está a la venta. Bienvenid@. ¡Gracias por quedarte!

2 comentarios sobre “Día 2: Canelones y Carne en Lyon.

  1. jajajaja, madreeee miaaaaa!!!!!! Pero que maravilla de viaje!!!!!! Yo también quiero mássss!!!!!!! Éste viaje, no puede acabar mal en la vida! Clemente, como te las gastas, hijo,
    Guapaaaaa, espero que lo hayais pasado genial!!!!!!!!!

    Un besazo!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s